Agrandar imagen | Ver tamaño original
Un patio central divide la casa en dos partes y organiza los espacios interiores: en el lado oeste, un espacio horizontal abierto hacia el patio contiene el comedor y la cocina; en el lado oeste, un espacio vertical, ubicado en un nivel inferior en relación con la circulación pública para asegurar la privacidad doméstica, acoge el estar.Las aberturas grandes establecen el contacto entre el interior y el exterior. En el espacio horizontal la relación se hace por la continuidad con el jardín, mientras que en el espacio vertical es el azul del cielo el que domina todo el paisaje. Las áreas privadas, una suite y dos dormitorios, se encuentran en el nivel superior, así como el acceso a la terraza de la azotea. La sencillez de las fachadas contrasta con la complejidad de los diferentes espacios de la casa. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir