Agrandar imagen | Ver tamaño original
Situado entre grandes montañas rocosas a unos 50 km al sur de la Ciudad de México, Tepoztlan es un lugar de leyendas y fuertes raíces culturales. Sus ruinas pre-hispánicas, un preservado centro histórico y un entorno natural exuberante,  han convertido a este mágico paraje en refugio de artistas e intelectuales que huyen de forma temporal o permanente de la vorágine de la gran metrópoli Mexicana. Localizado en este  contexto privilegiado, el Lounge Tepoztlan es en realidad el primer edificio terminando de un proyecto más ambicioso que incluye una serie de bungalós de tamaños y diseños distintos y para los cuales el lounge será el principal espacio comunitario, un catalizador de actividades en la naturaleza. El proyecto es una negociación entre interior y exterior, la construcción de un espacio intersticial habitable, que se convierte en el espacio central del proyecto. Los limites entre el espacio abierto y el contenido desaparecen para producir una sola entidad espacial. Lo importante no es el objeto arquitectónico, ni siquiera sus límites, lo realmente trascendente es la experiencia espacial; y para construirla se utilizan no solo materiales inherentes a la disciplina arquitectónica (muros, losas, columnas, etc.)  sino también elementos más suaves y cambiantes a los que se les da igual o más valor para construir dicha experiencia espacial: plantas, arboles, flores, vegetación; todos ellos generando una paleta diversa y estacional, para construir una experiencia mixta que varia con el paso del tiempo y cambia a lo largo del año.    Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir