Agrandar imagen | Ver tamaño original
Este nuevo jardín infantil en Prangins es concebido como una gran casa ubicada en un sitio en pendiente. La estructura cruciforme es el resultado de dos volúmenes entrelazados que le permiten tener una relación especial con el conjunto vecino. Los cuatro volúmenes, mutuamente escalonados e intercalados, hacen que el edificio parezca ser más pequeño y menos molesto visualmente. Las seis aulas están organizadas en grupos de dos y tres de ellas ocupan los volúmenes menores. Debido a su ubicación central, la escalera es un elemento estructurante y fundamental para el jardín. La rampa que la acompaña proporciona acceso paralelo. El volumen de la guardería, perpendicular a la primera ala, marca y cubre la zona de entrada al jardín. El acceso directo a la parte superior de la propiedad permite el funcionamiento independiente de la guardería. La planta consta de un gran comedor, que se pueden dividir en varias unidades más pequeñas. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir