Agrandar imagen | Ver tamaño original
La fachada austera y sencilla evoca el significado del nombre del restaurante STATERA: “equilibrio / balance”. El proyecto se emplaza en la calle La Mar, considerada uno de los corredores gastronómicos más importantes de Lima. Tras la aridez escultórica de la fachada se plantea en el interior un oasis urbano que representa el concepto gastronómico del restaurante, el cual busca reflejar “el balance que encontramos en la naturaleza a través de un equilibrio perfecto de contrastes”, como ocurre en el caso de un Oasis: “vegetación en un medio árido” El equilibrio arquitectónico de este pequeño proyecto desarrollado en dos niveles y que cuenta con 300M2 se logra llevando la capacidad estructural al límite y generando una experiencia en donde lo artificial (arquitectura) y lo natural (vegetación) están en constante interacción, convirtiendo a la arquitectura en el catalizador perfecto de la experiencia gastronómica que se vive en este Oasis escondido en medio de la urbe. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir