Agrandar imagen | Ver tamaño original
Construida en un estrecho predio de 170 metros cuadrados para una familia de cuatro, Maison Kochi también funciona como estudio y oficina en la ciudad de Kochi, al sur de India. El edificio orientado al oeste está determinado por 2 volúmenes, el bloque suroeste, más alto, da sombra al noreste, más corto, durante todo el día. Los espacios comunes están dispuestos en el bloque más corto, mientras que las escaleras y los baños se sitúan hacia el sur o el oeste, para amortiguar el calor. Una disposición de planta abierta y ventanas de red perforadas aseguran la ventilación en las habitaciones. Un respiradero en la escotilla de acceso al techo enfría la casa por medio del efecto chimenea. Los canalones para agua de lluvia están integrados en el diseño del techo, al igual que los paneles solares. El agua recogida se utiliza para recargar el agua subterránea a través de un sistema de inyección. Los techos planos están aislados con bloques de arcilla huecos y los techos inclinados con paneles sándwich de poliuretano. El edificio está concebido como un claroscuro: un exterior blanco sólido que permite enfriar los interiores acabados en cemento pulido. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir