Agrandar imagen | Ver tamaño original
La prolífica y variada carrera de Arata Isozaki, ganador del Premio Pritzker 2019, que incluye más de 100 obras construidas en prácticamente todos los continentes, nos entrega una gran cantidad de datos relevantes para comprender su vida y arquitectura. Considerado como el primer arquitecto japonés en desarrollar su trabajo a una escala verdaderamente global, Isozaki ha tenido especial cuidado en responder al contexto y a los requisitos específicos de cada proyecto, expandiendo la heterogeneidad de su trabajo y dando como resultado una variedad de estilos que van desde lo vernáculo hasta lo high tech. A continuación, revisa 20 hechos fascinantes que demuestran su genialidad: 1. La Segunda Guerra Mundial tuvo una influencia importante en su visión temprana de la arquitectura. A la edad de 12 años, Hiroshima y Nagasaki fueron bombardeados, fomentando en él la idea de la temporalidad de la arquitectura y la importancia de "complacer" a sus usuarios mientras la recorren y la experimentan en su propio tiempo. [1] Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir