Agrandar imagen | Ver tamaño original
En tiempos donde los gobiernos incitan a los habitantes a quedarse en sus hogares y practicar el aislamiento social por la emergencia sanitaria ¿qué pasa con las personas en situación de calle?. Ante esta pregunta, la Municipalidad de Lima resolvió transformar la plaza de toros de Acho, una de las más antiguas del mundo, en un refugio para personas sin hogar, buscando proteger a la población vulnerable del nuevo coronavirus. Bajo el nombre de “Casa de Todos”, la instalación se encuentra alojada dentro de la arena taurina y se compone de una gran carpa equipada para responder a todos los requerimientos básicos de las personas sin hogar. El lugar posee ocho habitaciones, cuatro zonas de aislamiento y un espacio recreativo, brindando atención médica, seguridad y alimentos a las personas que allí se alojan. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir