Agrandar imagen | Ver tamaño original
Un terreno resultante de una subdivisión de lotes ortogonales en la intersección dos calles diagonales generaron un pequeño polígono triangular con poco interés comercial. Lo que para muchos era un residuo, para nosotros era un potencial a explotar. De inicio, esta forma y su entorno obligaban a una respuesta distinta a lo que había actualmente en el resto de lotes rectangulares de la colonia. La esquina angosta del terreno se destino al uso del vehículo permitiendo la entrada/salida por cualquiera de las dos calles. Una cinta ciega perimetral en planta baja que funciona como estructura, abraza el patio y el área social de la casa, que en su planta libre conecta con el exterior aumentando su superficie para aprovechar el clima de la ciudad baja californiana. Un volumen superior atraviesa longitudinalmente el terreno, albergando las áreas privadas de la casa, donde su perímetro da soporte a un claro de 4.5 metros que permite un sistema simple de losas, a base de vigueta y bovedilla. Misma técnica que hemos utilizado en la mayoría de nuestros proyectos residenciales, con un programa dividido únicamente por particiones de estructura ligera, generando practicidad y flexibilidad al interior, traduciéndose en una mayor vida útil del cascarón. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir