Agrandar imagen | Ver tamaño original
Casa Quieta es un condominio en Rancho Cortés, al norte de Cuernavaca, en una zona con un microclima templado, riqueza topográfica y una amplia biodiversidad: estanques, apantles y la profusa vegetación característica de Cuernavaca. Esta riqueza del entorno natural ha sido el punto de partida para el diseño de Casa Quieta 12 en cada uno de sus espacios. La arquitectura es un desdoblamiento a partir de la orientación, de las vistas y de la ubicación de los árboles con los cuales se integra armónicamente. Casa Quieta 12 nace de su contexto: utiliza el vacío entre la vegetación para marcar su eje principal, se adapta a la topografía y se acerca a la fluidez del entorno mediante trazos geométricos. La premisa de diseño fue abrirse y retraerse donde la naturaleza lo iba marcando, pero, al mismo tiempo, se buscó la coherencia de los espacios interiores, haciendo de éstos lugares reservados para la vida familiar y privada, sin perder las magníficas vistas a través de terrazas y jardín. Esta resolución de contrarios se llevó a cabo con una casa prácticamente ciega hacia la calle, que sorprende al cruzar el umbral de la puerta con espacios luminosos, amplios y abiertos. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir