Agrandar imagen | Ver tamaño original
Como resultado a la continua densificación de la zona central de la Ciudad de México, cuatro viviendas verticales se desplantan en dos terrenos reducidos e independientes.  El proyecto introduce un modelo habitacional distribuido en varios niveles que promueve múltiples configuraciones espaciales. Una mezcla de estructura de acero y muros de block de concreto suspenden un volumen de madera que contiene la zona privada. El vacío resultante se convierte en el área pública, asemejando la relación existente entre calle y casa. El contraste de materiales utilizados en las dos áreas ayuda a identificar la función de cada una y ofrece experiencias variadas a los habitantes.  La conexión al exterior se busca al dejar la fachada principal completamente libre, enfatizando así los muros que dividen cada unidad y aprovechando las vistas arboladas de la zona. Generosas entradas de luz por ambos lados, se complementan con un domo de vidrio que atraviesa verticalmente las casas, haciendo también visibles las distintas actividades que suceden al interior.  Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir