Todo
Proyectos
Productos
Eventos
Concursos
  1. ArchDaily
  2. Albert Speer

Albert Speer: Las más recientes noticias y obras de arquitectura

Ruin Porn: Una tendencia de internet más antigua de lo que piensas

El Internet ha sido bueno para los fans del "ruin porn", proporcionándoles una plataforma para compartir imágenes e incluso acuñar la frase, cortesía de un conocido blogger de Detroit en 2009. Sin embargo, el fenómeno no es en realidad tan nuevo como la gente cree. En este artículo, publicado originalmente en 6sqft como "Antes de que existiera el 'Ruin Porn', existió el 'Ruin Value'" Diane Pham profundiza en la idea de la conexión entre las ruinas y el valor arquitectónico (tema discutido anteriormente en nuestro sitio), analizando en detalle la sorprendente historia de este concepto.

En la jerarquía de las "cosas que gustan en Internet", el “ruin porn” aparece en algún lugar entre las preguntas de Buzzfeed y las fotografías de gatos. Las imágenes de arquitectura en decadencia evocan sentimientos inquietantes de tragedia y pérdida, pero de alguna manera nos atrapan con su belleza intangible. Cualquiera que sea la causa de esto, la emoción y el disfrute que obtenemos al apreciar este “porno” es palpable.

El término “ruin porn” fue aparentemente acuñado por el blogger James Griffioen durante una entrevista de 2009 con la revista Vice, en la que criticaba a los fotógrafos que exploraban la deteriorada Detroit a través de fotos provocativas. Pero aunque el “ruin porn” es una tendencia actual, décadas antes de su aparición existió algo llamado "ruin value” (valorización de las ruinas).

Ranking MIT: ¿Quiénes son los arquitectos de mayor producción cultural de la humanidad?

Como ocurre cada año, la entrega del premio Pritzker expande -por unos días- las fronteras del circuito profesional, convirtiéndose en materia de reportaje para los medios de prensa masiva. Con el anuncio, el premiado convierte automáticamente su obra en un sello de vanguardia para el interés de estudiantes, colegas, políticos, editoriales y el exclusivo mercado de mandantes.

Por otra parte, la selección del Jurado inevitablemente reactiva en el público general la discusión en torno a una pregunta –honesta, ingenua, majadera o insidiosa, según quién y cuándo la realice- acerca de quiénes son los mejores exponentes de la arquitectura, pues el Prtizker no le toma el pulso a un momento exacto del mercado ni levanta ganadores de la temporada como los premios Oscar, sino reconoce con honores una destacada trayectoria: a aquellos quienes “hacen una contribución significativa y consistente hacia la humanidad”, como lo define el Jurado, o, a ese momento “cuando alcanzas el máximo nivel en la profesión”, como argumentó tiempo atrás Shigeru Ban para creer que no era el próximo japonés en la lista del premio. No obstante, es probable que entre quienes abran el periódico para encontrarse con la noticia del Pritzker, más de alguno se preguntará –o consultará a algún amigo(a) arquitecto(a)- por curiosidad o interés: ¿quiénes son los arquitectos más famosos del mundo?