Fachada y patio cubierto del Campus Oriente (PUC) y Edificio Lyon, ganadores de la Mejor Obra de Arquitectura del Ladrillo 2020

Fachada y patio cubierto del Campus Oriente (PUC) y Edificio Lyon, ganadores de la Mejor Obra de Arquitectura del Ladrillo 2020

Tras la resolución de un jurado compuesto por referentes de la arquitectura nacional, sumado a la votación del público, se dio a conocer la Mejor Obra de Arquitectura del Ladrillo 2020, cuyo objetivo fue reconocer a los mejores exponentes de la arquitectura nacional y sus obras en ladrillo a la vista y mostrar el valor arquitectónico que tiene este material que forma parte de la identidad de Chile.

En esta ocasión, el reconocimiento a la Mejor Obra se entregó a dos proyectos: la fachada y patio cubierto en el nuevo Centro de Extensión Oriente ubicado en el Campus Oriente de la Pontificia Universidad Católica de Chile y el Edificio Lyon.

MEJOR OBRA

La Fachada y patio cubierto la Pontificia Universidad Católica de Chile, fue realizado entre los años 2015 y 2020 por los arquitectos Fernando Pérez y +José Quintanilla. Su principal concepto tiene que ver en cómo una nueva construcción moderna puede relacionarse con una arquitectura neorromántica de un edificio construido en los años 30. Bajo ese contexto, los arquitectos utilizaron un material que permitía simpatía con la obra que ya estaba en este lugar: el ladrillo, el que junto con el hormigón, se utilizó en su versión artesanal, la misma de los viejos muros.

Este proyecto desarrollado en dos fases, logró la coexistencia de lo nuevo y lo antiguo, como también la de lo abierto al público y lo propiamente universitario, ya que el conjunto incorporó piezas que permitieron reconocer los elementos del pasado que lo rodeaban.

El Edificio Lyon ubicado en Av. Ricardo Lyon 880, fue realizado entre 1997 y 1998 por los arquitectos Raimundo Lira y José Domingo Peñafiel. Este edificio de departamentos DFL-2 se materializó en hormigón armado y los muros de su fachada se revistieron  por completo con enchapes de ladrillo, con superficies de aperturas controladas, con el objetivo de cuidar la privacidad y la luz solar. Fue el primer proyecto que utilizó ladrillo quiebravista, para mantener la continuidad del material de fachada en zonas que necesitaban permeabilidad, ventilación e iluminación natural.

El presidente de Cerámica Santiago, Hernán Levy, quien fue parte del jurado comentó “tuvimos un empate en la Mejor Obra, porque ambos proyectos lograron incorporar el ladrillo como un valor agregado del diseño arquitectónico, entregando soluciones amigables con el entorno y con técnicas e innovaciones que consideraban criterios sustentables”.

Continuó indicando que “por una parte, el edificio de la Universidad Católica logró insertarse en forma muy armónica con las construcciones que ya estaban ahí y que tenían alrededor de un siglo. Por su parte el Edificio Lyon, que fue construido hace 30 años, aún mantiene su vigencia 100% tanto en su espectacular e interesante diseño, como en el paso del tiempo en el cual el edificio esta exactamente igual que como fue construido, lo que muestra la longevidad del material”.

Sobre la obra de la Universidad Católica, la jurado y Head Of Community & Partnerships Plataforma Arquitectura /ArchDaily, Pola Mora indicó que “me sentí cautivada en este proyecto en cuanto lo vi, ya que muestra cómo a través de un lenguaje contemporáneo se le da realce a una estructura preexistente y bastante tradicional. Es maravillosa”. Continuó indicando que “en relación al Edificio Lyon, el performance del material es algo muy importante al determinar cuándo es una buena arquitectura y ésta es un referente en cuanto a obras construidas en ladrillo. Ha envejecido de forma muy maravillosa y eso ayuda para que las generaciones nuevas tengan un referente al trabajar con aplicaciones en ladrillo”.

El director del Instituto de la Construcción, el arquitecto Carlos Alberto Urzúa indicó que “el edificio de la Universidad Católica que fue construido en la década del 20 es un homenaje al ladrillo, e incorporarle 2 proyectos nuevos a este gran conjunto no era fácil. Lo valoramos mucho para entregar este reconocimiento, donde se respecta lo antiguo y lo nuevo, con una historia del uso del ladrillo. Respecto al Edificio Lyon, creo que hay formas de envejecer y esta es una obra que tiene muchos años y se mantiene muy joven. Construida con mucho cuidado y el tiempo le ha hecho bien”.

El decano de la Facultad de Arquitectura y Arte de la Universidad del Desarrollo, Pablo Allard comentó sobre la obra de la PUC que “esta es una obra reciente, pero tuvo que vérsela con un edificio patrimonial que es de ladrillo a la vista y con un lenguaje austero porque era un antiguo claustro. Ésta logró conectar un lenguaje contemporáneo con uno antiguo y renovar y poner en valor este campus de la Universidad Católica”

Arquitectura Emergente

La mención a la categoría Arquitecto Emergente fue entregada a Sebastián Mejías por su obra, Oratorio de la Peregrina construida el año 2019. Este proyecto es una infraestructura socio-religiosa ubicada en Villa Prat, Región del Maule, lugar cuya principal característica es la inserción de hornos carboneros, que son parte importante de su economía. Destaca que esta obra -construida con ladrillo con barro que soporta las cargas desde la cúspide hasta la fundación que dan como forma al oratorio-considera la iconografía de estos hornos carboneros y aprovecha sus cualidades espaciales y constructivas. Cabe destacar que el ladrillo permite una importante aislación térmica y acústica,  lo que es aprovechado para el funcionamiento de este oratorio. 

Sobre esta obra, Hernán Levy comentó “el trabajo del arquitecto Sebastián Mejías logra utilizar el paisaje exterior extremadamente simple que rodea su obra, así como sus elementos culturales, para lograr una interioridad que refleja su entorno y la vida que hay a su alrededor”. 

Por su parte, la Head Of Community & Partnerships Plataforma Arquitectura /ArchDaily, Pola Mora indicó que “estuvimos conversando con el jurado y todos llegamos a la conclusión que esta obra es una poesía al ladrillo y que refleja una forma experencial muy rica. Emula estos hornos del valle central y por dentro se ve la innovación que este arquitecto aplicó considerando la forma en que se instala. Nos cautivó a todos”.

El director del Instituto de la Construcción, el arquitecto Carlos Alberto Urzúa reiteró la comparación con una poesía indicando también “que está muy bien instalado y con espacios externos muy acompañadores de la obra. Una obra pequeña y bella. Digna de felicitaciones”.

El decano de la Facultad de Arquitectura y Arte de la Universidad del Desarrollo, Pablo Allard señaló que “esperamos que este reconocimiento le dé al inicio de la carrera de Sebastián el respaldo y energía para seguir haciendo esta síntesis tan bella entre material, nobleza, espiritualidad y simplicidad”.

Innovación en el Uso del Ladrillo

Finalmente, el arquitecto Juan Agustín Soza obtuvo el premio en la categoría Innovación en el Uso del Ladrillo con su obra Casa 4M, levantada entre los años 2006 y 2008 con ladrillo a la vista en el barrio Quinchamalí de Las Condes. Construida con entramados tradicionales en ladrillo, esta obra se integró a su paisaje y entorno de forma autónoma. El paramento frontal fue definido principalmente por ladrillos traslapados de forma aleatoria permitiendo el resguardo del ruido y visual hacia la calle controlando la exposición del sol norte y poniente conformando por patios de luz.  En términos de sustentabilidad cuenta con solares, calefacción a pellets, sistemas de reciclaje y compost. Asimismo, climatización pasiva mediante emplazamiento y orientación, con una correcta iluminación natural, el uso de materiales locales en su construcción y aislación térmica son sus atributos sustentable intrínsecos a la obra.  Característicos son sus muros de ladrillo con destrabados con escalerillas horizontales, verticales y entramados, los que han resistido correctamente el paso del tiempo y sismos de alta magnitud. 

“Basta mirar el proyecto realizado por el arquitecto Soza para ver que es una pieza única tanto en nuestro país, como en el mundo, con soluciones innovadoras e inéditas de gran belleza”, indicó Hernán Levy.

La predominancia del ladrillo era fundamental para elegir una obra, y en ésta se estruja el material. Se ve en diferentes formas aplicado, con espacios muy ricos. La casa es de ladrillo por donde la mires. Fue una de las cosas que más valoramos como jurado“, comentó la Head Of Community & Partnerships Plataforma Arquitectura /ArchDaily, Pola Mora.

“Vemos muy bien empleado el ladrillo como parte de su estructura, con mucha libertad y soltura dentro del proyecto que la hace ser una obra muy interesante”, finalizó el director del Instituto de la Construcción, el arquitecto Carlos Alberto Urzúa.

Sobre este autor/a
Cita: Equipo Editorial. "Fachada y patio cubierto del Campus Oriente (PUC) y Edificio Lyon, ganadores de la Mejor Obra de Arquitectura del Ladrillo 2020" 23 nov 2020. ArchDaily México. Accedido el . <https://www.archdaily.mx/mx/951959/fachada-y-patio-cubierto-del-campus-oriente-puc-y-edificio-lyon-ganadores-de-la-mejor-obra-de-arquitectura-del-ladrillo-2020> ISSN 0719-8914

Has seguido tu primera cuenta!

¿Sabías?

¡Ahora recibirás actualizaciones de las cuentas a las que sigas! Sigue a tus autores, oficinas, usuarios favoritos y personaliza tu stream.